¿Qué gastos puedo deducir en el impuesto de sociedades?

El Impuesto sobre Sociedades (IS) grava las rentas obtenidas por las sociedades y entidades jurídicas que tienen domicilio fiscal en España. Toda empresa o sociedad comercial, de acuerdo a la Ley 27/2014, de 27 de noviembre, del Impuesto sobre Sociedades, debe incluir en la declaración las operaciones con cobro a plazos y los ingresos por dividendos percibidos de otras entidades.

La legislación contempla además los gastos deducibles derivados de la actividad económica de cada empresa, lo que permite aminorar su carga fiscal. Los gastos deducibles deben estar previstos en la normativa contable y vinculados a la actividad económica de la sociedad mercantil. Además, no deben estar excluidos en forma expresa por una norma fiscal.

Estos gastos deben justificarse a través de comprobantes como facturas, facturas simplificadas o recibos, siempre y cuando contengan todos los datos fiscales. Además, estos gastos deben estar registrados en la contabilidad de la empresa. La Agencia Tributaria establece con carácter orientativo diversos gastos que pueden ser deducibles, entre ellos:

  • Incentivos a la inversión.
  • Sueldos y salarios.
  • Seguridad Social a cargo de la empresa.
  • Formación profesional.
  • Creación de empleo y para trabajadores con discapacidad.
  • Seguros de enfermedad.
  • Otros gastos del personal.
  • Gastos financieros.
  • Consumos de explotación.
  • Servicios de profesionales independientes.
  • Reparaciones y conservación.
  • Tributos fiscalmente deducibles.
  • Incentivos al patrocinio: acuerdos y convenios de colaboración para promocionar actividades de interés general.
  • Actividades de mecenazgo a actividades de interés general.
  • Actividades de conservación y mejora del medio ambiente.
  • Inversión en edición de libros, producciones cinematográficas y Bienes de Interés Cultural.

Campaña de la renta 2020

Este miércoles arranca una campaña de la renta atípica debido a efectos de la pandemia del COVID-19 en el ejercicio 2020 que estará activa hasta 30 de junio 2021.

 

El efecto «ERTE»: Hay que hacer la declaración

Como norma general, los contribuyentes están obligados a presentar una declaración del IRPF cuando los rendimientos del trabajo superan los 22.000 euros. Pero cuando durante un año han cobrado de dos pagadores o más, este límite baja hasta los 14.000 euros (si se han cobrado al menos 1.500 euros del segundo pagador); esto quiere decir que muchos contribuyentes que hasta ahora se ahorraban el trámite, tendrán que presentar declaración.

  • Las prestaciones pagan IRPF

Además, puede pasar que la declaración salga a pagar, porque, en general, el SEPE no aplica ninguna retención a los pagos de prestaciones. Esto quiere decir que, a la práctica, los ERTE se han cobrado «en bruto», y ahora se tienen que liquidar las correspondientes retenciones con Hacienda, a través del IRPF.

  • Los errores del SEPE y el borrador

También se lo tendrán que mirar bien aquellos que cobraron de más del SEPE. Si los contribuyentes han podido enmendar los errores y saldar cuentas con el SEPE durando el año pasado, el borrador del IRPF tendría que estar bueno, porque la declaración del SEPE del modelo 190 habrá consignado las retribuciones y retenciones correctas. Pero si todavía no tienen reconocida la cantidad que se cobró de más, muchos especialistas recomiendan declararlo todo igualmente, y reclamar después a Hacienda.

La Agencia Tributaria, eso sí, dice que cada vez que se entra al borrador salen los datos actualizados y por eso recomienda esperar que vaya avanzando la campaña de la renta porque quizás ya se incluye la notificación del SEPE con la cantidad a devolver.

  • Rebaja tramo catalán

En el caso de Cataluña, la Generalitat aprobó una rebaja en el tramo autonómico del IRPF, que es más alto que el general, destinada a personas que hayan cobrado un ERTE o en situaciones precarias.

  • Deducciones madres trabajadoras

Las madres trabajadoras con hijos menores de tres años tienen derecho a percibir una deducción de hasta 1.200 euros por hijo, pero en el caso de haber estado en un ERTE de suspensión total, pierden este derecho mientras dure el expediente. En cambio, esta exclusión no afecta cuando el ERTE es por reducción de jornada o a tiempo parcial.

 

Ayudas a autónomos tributan

También tienen que estar al caso los autónomos que recibieron las ayudas por cese de la actividad. Los decretos que pusieron en marcha las prestaciones por cese de actividad no especificaban que estuvieran exentas de tributar, y la Agencia Tributaria las considera rendimientos del trabajo, de forma que se tendrán que incluir en la declaración . Las ayudas directas, como las que han dado las comunidades autónomas, se consideran rendimientos de actividades económicas y se tienen que declarar como tal.

Quién estuvo en un ERTE, o bien los autónomos que cesaron la actividad por consecuencia de la pandemia, podía rescatar una parte de los derechos consolidados en planes de pensiones, etc, durante seis meses, desde el 14 de marzo del 2020, siempre que fuera para cubrir los salarios o ingresos que se habían dejado de percibir. El sindicato de técnicos de Hacienda,recuerda que estos reembolsos están considerados rentas del trabajo, y hay que estar atento al borrador de Hacienda para asegurarse que aparecen.

 

El ingreso mínimo vital se tiene que declarar

Quién ha recibido el Ingreso mínimo vital está obligado a presentar la declaración de renta. Son más de 460 mil beneficiarios en todo el Estado, pero Hacienda recuerda que es una renta exenta y en principio no tendría que salir ni a cobrar ni a pagar. Si se ha cobrado más de 11.200 euros, se tendrá que declarar la cantidad que supere esta cifra.

 

Fraccionar el pago en seis veces

Ante la previsión que muchos trabajadores se los saldrá la declaración «a pagar», Hacienda permitirá a los trabajadores en ERTE que este pago se pueda hacer en seis veces, y no solo en dos como hasta ahora.

 

Donativos

El gobierno español aprobó un incremento de la desgravación por los donativos desde enero del 2020, hasta el 80% de los primeros 150 euros dados, y un 35% del resto de aportaciones, que pueden aumentar si la cantidad dada a la misma ONG no ha disminuido en tres años.

El IVA en servicios electrónicos

De acuerdo a la Agencia Tributaria de España (AEAT) los servicios electrónicos incluyen todos los servicios prestados desde una red electrónica o desde internet, que por estar automatizados requieren de una intervención humana mínima, entre ellos encontramos:

  • Alojamiento de sitios web y de páginas web.
  • Mantenimiento de programas y de equipos a distancia.
  • Suministro de texto, información e imágenes, así como el acceso de bases de datos.
  • Acceso o descarga de música, periódicos y revistas online, películas, juegos (azar o dinero), libros digitalizados y demás publicaciones electrónicas.
  • Enseñanza a distancia a través de medios automatizados que dependan de internet para su funcionamiento y que requieren mínima intervención humana.

Este tipo de servicios está sujeto al IVA y deberán incluirlo de la siguiente forma:

  • Servicios electrónicos prestados en España sean prestados por personas físicas o jurídicas
  • Servicios electrónicos prestados a otros países de la Unión Europea (UE):
    • Empresas dadas de alta en el Registro de Operadores Intracomunitarios (ROI) están exentas del IVA al operar bajo el marco del IVA intracomunitario.
    • Empresas no dadas de alta en el ROI o particulares tienen opción a pagar IVA español hasta por los primeros 10.000 euros de la base imponible de venta a particulares de los países de la UE diferentes a España. De ese monto en adelante deben cancelar el IVA de cada país miembro de la UE donde se preste el servicio
  • Servicios electrónicos prestados a países no miembros de la UE, se incluye UK, los servicios electrónicos prestados por empresarios o particulares no están sujetos a IVA. Sin embargo, se debe considerar la cláusula de uso efectivo, ya que si el servicio prestado a un tercero va a ser utilizado específicamente en España debe ir con IVA.

Consecuencias de la no presentación de las Cuentas Anuales

En la actualidad todas las empresas y negocios ubicados en el territorio nacional español deben presentar cuentas anuales a los organismos correspondientes, ya que de lo contrario estarán sujetas a múltiples sanciones.

Cabe destacar que las empresas están en la obligación de mostrar sus cuentas anuales al Registro Mercantil, para poder hacer pública la situación financiera y económica de dichas instituciones, lo que les da la posibilidad a las personas de obtener información relevante con respecto a dichos aspectos, estas son algunas consecuencias de no facilitar esta información.

Por su parte la consecuencia más habitual para las empresas que no presentan cuentas al Registro Mercantil es el cierre registral de la empresa, lo que impide su inclusión en el registro Mercantil durante el tiempo estipulado por las autoridades pertinentes, por lo que no estará autorizada a llevar a cabo ningún tipo de actividad comercial.

Al mismo tiempo las empresas que no declaran sus cuentas anuales al registro mercantil también pueden enfrentar múltiples sanciones o multas, las cuales pueden variar entre los 1200 euros y 300000 euros dependiendo de los ingresos anuales de la compañía y el tipo de actividades al que se dedique.

Es importante mencionar que cuando una empresa se ve implicada en este tipo de desacatos, por lo general corren el riesgo de tener que cesar cualquier tipo de actividad, por otro lado el órgano administrativo de la empresa o negocio debe hacerse responsable en caso de que no se presenten las cuentas anuales.

Modificación en la tributación del impuesto sobre sucesiones

Durante el mes de mayo del presente año 2020, el Tribunal Supremo decidió cambiar algunas de sus ordenanzas con respecto a los criterios tomados en cuento para determinar los impuestos relacionados al mobiliario doméstico, los cuales son requeridos para llevar a cabo numerosos procesos y trámites del impuesto sobre la sucesión.

Hasta el momento, cada persona debe calcular el porcentaje respectivo según su mobiliario doméstico para poder cancelar el impuesto sobre sucesión, anteriormente se debía calcular el 3% del valor total de los bienes devenidos por herencia, a menos de que las personas consideraran que el importe excedía su capacidad y lograran demostrar el valor real de dicho factor.

No obstante el pasado mes de mayo el Tribunal Supremo decidió fijar este factor como un criterio interpretativo, por lo que el porcentaje anteriormente mencionado no debe ser determinado según el total de los bienes heredados por la persona, sino que debe ser calculado según las herencias que cuenten con los parámetros establecidos por el Tribunal Supremo.

Por este motivo al momento de determinar el ajuar doméstico no se aplica ningún porcentaje sobre los importes relacionados a dinero, título, activos inmobiliarios e incluso sociedades mercantiles, así como cualquier otro bien o propiedad que no se considere de uso personal o particular, sin que la personas tenga que demostrarlo.

La nueva legislación dictaminada por el Tribunal Supremo les da la posibilidad a las personas de solicitar la devolución los importes cancelados relacionados a los parámetros anteriormente mencionados tomando en cuenta el cálculo especificado en la legislación vigente.

Inicio de la próxima campaña de renta en Girona

Se prevé que el 01 de abril del año 2020 se da inicio a la campaña de presentación de declaraciones de Renta y Patrimonio 2019. Es una actividad que está prevista realizarse por vía electrónica desde su fecha de inicio hasta el 30 de junio del presente año y durante las 24 horas del día, según la Agencia Tributaria.

Es una campaña que cuenta con una aplicación y que también, facilita los servicios de presentación de la Renta 2019 por su modalidad online llamada Renta WEB. La atención al contribuyente para presentación de Patrimonio 2019 también se prevé desde el 01 de abril al 30 de junio y también, cuenta con la atención en línea de un servicio telefónico para obtener información tributaria.

Mientras que el cierre de las oficinas de atención presencial de la AEAT se decretó de forma temporal dado el estado de alarma que se ha declarado mediante Real Decreto 463/2020, de 17 de marzo, debido a la afectación de la pandemia del coronavirus, por el que se declara estado de alarma para poder atender de la situación de crisis de tipo sanitaria originada por el virus COVID-19.

En la página web oficial de la AEAT aclaran que no se interrumpen los plazos para la presentación de declaraciones y autoliquidaciones tributarias y agregan que la suspensión de los términos e interrupción de los plazos administrativos establecidos en el Real Decreto donde se declara el estado de alarma, no aplica a los plazos tributarios de normativa especial, ni afecta a los plazos de declaraciones y autoliquidaciones tributarias.

El 03 de marzo de 2020 se aprobaron dichos modelos de declaración del IRPF y del Impuesto sobre el patrimonio correspondientes al ejercicio 2019, donde se determinaron el lugar, la forma y plazos de presentación de los mismos, según la Orden HAC/253/2020.